Reivindicación de la Identidad Castellana de Madrid

A las novias y esposas de castellanistas

Mirad chicas, sed pacientes. No tenéis por pareja a un tío normal. Os habéis comprometido de rebote con una causa queráis o no. De modo que jamás os serán fieles del todo. Siempre tendrán una parcela de su corazón para Castilla y sólo para Castilla. Tampoco es el fin del mundo. Solo hay que saber llevarlos. Por ejemplo, procurad no hablar de Historia cerca de ellos, salvo que queráis que os caiga una chapa de 2 horas.

La suegra puede ser un problema grave en vuestra relación. Si vuestra madre ha nacido en León, Zamora o Salamanca, él será un radical de las 14 provincias y odiará las servilletas de cuadros rojos y blancos. Si por el contrario vuestra noble madre es de un pueblo de Valladolid, será quizá un energúmeno de Carretero más y solo comerá sobre un mantel carmesí Pantone 220 o no comerá. Y muy importante, si él dice que la suegra no es castellana es que no lo es, aunque haya nacido en Taranco de Mena.

Si notáis que no os escucha cuando le queréis contar algo o que está distraído. No es así. Es que algo de Castilla ronda por su cabeza. No es una patología grave, pero es incurable. Vuestro hombre fabrica unas 50 paridas mentales castellanas cada minuto. Nadie se las comprará nunca, pero él no puede dejar de fabricarlas.

También tendréis que dejar de ver de vez en cuando el Divinity. Entendedlo, él no puede estar sin su Serie Isabel o su Juego de Tronos. Es más, si no ve Juego de Tronos, llevadle al médico porque no es normal y si además pasa de los 35, es un factor de riesgo cardiovascular añadido. Pero no todo es malo. Si sois tímidas os curaréis pronto. Veréis, a vuestro lado tendréis siempre a un tío que a la mínima de cambio sacará su Pendón para hacer el friki. Da igual el sitio. Lo hará en cuanto le de el arrebato. Tampoco tiene solución. A partir de la quinta vez que lo haga, la sudoración en vuestro rostro y la cara colorada irán desapareciendo. Nunca volveréis a sentir vergüenza, en serio.

Tampoco es bueno que no les dejéis echar gasolina en Villalar de los Comuneros. ¿Que más os da?. O que les regañéis si al salir de la gasolinera se equivoca de dirección y se va al Monolito metiendo quinta… No se tarda nada en hacerle una foto con su Pendón haciendo el cabra por el pueblo, por Dios. Y él es feliz. Por lo demás son tíos completamente normales. A veces incluso parecen mayores de 15 años. Lo dicho, paciencia. Os lo dije al principio, tenéis dos parejas en realidad. Él y su causa. Y eso sí, no encontraréis pechos más duros para el combate, ni corazones más tiernos para el amor.

Feliz Verano a todos.

 

Nerd-Stark2

(Con cariño a todos mis compañeros de la Asociación Socio Cultural Castilla y a todos los locos maravillosos que siguen defendiendo esta tierra frente a todo y frente a todos)

Anuncios

Una respuesta

  1. Algunos castellanistas somos los raros entre raros. A mi, sin ir más lejos, no me ha enganchado Juego de Tronos. Eso sí, estoy repasando las 2 primeras temporadas de Isabel….

    agosto 13, 2014 en 11:44 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s