Reivindicación de la Identidad Castellana de Madrid

Archivo para mayo, 2012

Amanece que no es poco…

A todo aquel que se incorpora al Castellanismo siempre le digo lo mismo. Nunca esperes un “gracias” o una recompensa. Nunca esperes una gran victoria. Y prepárate para muchos sinsabores, mucha soledad, mucha incomprensión de los tuyos (familia y amigos), muchas deserciones de compañeros gaseosa (los que entran en algo a todo gas y en cuanto abres la botella lo pierden todo en semanas) y muchas puñaladas traperas. Lo cierto es que entregar parte de tu vida a la causa castellana conlleva todo esto y mucho más. El que piense que dedicándose a esto va a ganar dinero, está muy equivocado. Si acaso ganará una úlcera. Lo que no quita que la causa de Castilla sea una de las más justas y nobles a las que uno puede dedicarse.

Y algunas veces, muy poquitas, llega alguna pequeña satisfacción. Algo se mueve en el ambiente y es que como ya he advertido muchas veces, este régimen se tambalea. Esta España de los 17 reinos del esperpento se viene a abajo. Es insostenible y solo los necios se atreven a negarlo. Que personajes como Jiménez Losantos hablen de la unidad de Castilla a su manera, no es nuevo. Lleva como dos años diciéndolo sin cortarse un pelo. Se ha dado cuenta como muchos avisábamos hace 15 años, que España sin su nervio o columna vertebral no puede funcionar. Que una España sin cerebro y centrada en la periferia se va a pique. Y que los privilegios obtenidos por parte de la burguesía vasca y catalana están desangrando a Castilla y a buena parte del país. Losantos nos es castellanista, ni tan si quiera castellano. Sus posiciones políticas son más que discutibles y su idea de Castilla es la de un pueblo que debe meter en vereda a los nacionalistas para que no se hunda todo el país. Bien, como digo esto no es novedad. Lo novedoso es que comiencen a aparecer artículos en periódicos de izquierdas. Sobre todo porque en principio a la derecha solo le importa Castilla cuando España se hunde, pero es que a la izquierda, salvo alguna excepción, Castilla le importa un carajo, que diría un castizo. Como botón de muestra pongo a Arsenio e Ignacio Escolar (padre e hijo), nacidos en Burgos, vinculados a medios como el diario Público (a la izquierda de El País), que hace poco sacaron a la venta un puñal llamado “La Nación Inventada”. Este puñal es un libro, pero lo llamo puñal porque es lo que ellos le han clavado en la espalda a su tierra. Parece mentira que ambos sean castellanoviejos (lo digo porque luego muchos al Norte se las dan de no se que pedigree, cuando aquí el que más vale es el que más sirve a su tierra y nada más). Hombre, ya sabemos que todas las naciones tienen sus mitos fundacionales y sus héroes. Pero lo que menos necesitaba esta Castilla hundida, abandonada, con sus identidad bajo mínimos, troceada, maniatada y silenciada, era que alguien viniera a hacerle una autopsia en vida y además con argumentos a veces más que cuestionables. Sobre todo partiendo de la base de que ni el padre ni el hijo son historiadores, que se limitan al copia y pega y a decir lo que es verdad o mentira según su particular interpretación de los documentos o las leyendas a las que aluden. Quizá hubiera sido más valiente hacer lo mismo con Cataluña o el País Vasco, pero claro, se les hubieran comido vivos y soltar mierda sobre Castilla casi siempre sale gratis.

Bueno, pues si esto lo hace una izquierda que habla de Castilla, imaginaros lo que hace la otra que la ignora. “Castilla fue imperialista”, “Castilla ya no existe y es el pasado”, “yo no creo en las fronteras porque soy ciudadano del mundo, pero como me molan la II República, Bildu, la autodeterminación Euzkadi y la lucha de todos los pueblos oprimidos, salvo el castellano”. Bien, en resumidas cuentas, la derecha usa a Castilla cuando le es útil a sus propios fines y la izquierda en general detesta a Castilla porque detesta todo lo que sea tradición, heroismo, honor y sacrificio (valores que considera caducos) y además considera que España es una marca que no mola y culpa de su nacimiento a Castilla (como si vascos o catalanes no llevaran siglos participando en la construcción de esta detestable España). Por ejemplo para Ángel Pérez de IU Madrid, pretender unir Castilla es “volver a la España de los Reyes Católicos” (y se quedó tan a gusto el cacho de carne con ojos y perilla, cuyo partido es nacionalista en Cataluña y País Vasco, hasta el punto de firmar acuerdos soberanistas con el PNV y con Batasuna). Recuerdo que hablo en general y que no pretendo meter a todos en el mismo saco. Por su puesto que hay y habrá siempre gente que antepongaponga su amor a Castilla por encima del hecho de ser derechas o izquierdas.

Pero yo decía antes que algo se movía en el ambiente y aludía al artículo de El País. También quiero aludir al artículo aparecido hace poco también en Libertad Digital. Que sí, que es el medio donde escribe Losantos, pero el artículo no es precisamente de este periodista sino de otro y esto es lo importante. Personalmente me gusta más el de El País porque habla más de justicia y dice verdades como templos, cuando afirma que si se puede hablar de Cataluña como nación, lo mismo puede y debe hacerse de Castilla. A lo que yo añado que con más razón que nadie, pues si Cataluña siempre fué un conjunto de condados dependientes de Francia, de la Corona de Aragón o de España, por tanto nunca independientes; en cambio Castilla aparte ya de su propia singularidad identitaria en el conjunto español, fue además estado independiente durante siglos. Es más, pocos pueblos han dejado una huella tan profunda en la Historia Universal como los castellanos, cuya Lengua hablan ya más de 400 millones de personas en todo el mundo. Y es que Castilla no pide ni más ni menos ni quiere ser más que nadie pero tampoco menos. Además poco tiene que ver el Castellanismo con el nacionalismo vasco o catalán. Aquí nadie tiene problemas en sentirse español porque nos sentimos unidos y en buena armonía con todos los pueblos peninsulares, aunque tengamos que sufrir a una administración estatal que no sabe o mejor no  quiere tratar a todos esos pueblos con la misma justicia y equidad. Lo que no queremos precisamente es ser españoles de segunda división dedicados a pagar el soborno a catalanes y vascos para que nada les incomode en esta España a su medida.

De cualquier manera bienvenidas sean estas opiniones sin mala baba sobre Castilla. A ver si las mismas sirven también para que ese Castellanismo de las 17 provincias deje de autocuestionarse anualmente su propio ombligo sin salir del mismo, haga un ejercicio de realismo y abandone su tradicional huída hacia delante. El resto de castellanistas podemos estar contentos porque estos artículos avalan nuestro trabajo de años y confirman que si lo nuestro era locura, bendita locura esta que solo quiere poner a Castilla en el lugar de honor que merece en España y en el mundo.

http://elpais.com/elpais/2012/05/24/opinion/1337854963_897001.html

http://www.libertaddigital.com/opinion/alejandro-campoy/reduccion-de-las-autonomias-castilla-a-secas-58009/

Anuncios

Castilla levántate – Cigarra


Castellano indignado.

Indignado de que unos y otros usen el deporte para tapar sus traiciones y corrupciones.

Indignado de que una masa de borregos en toda España reaccione al unísono cuando se les acaricia el complejo reptil de su cerebro, vía ikurriña, vía senyera o vía bandera de España.

Indignado de la vehemencia patriota zarzuelera de algunos políticos para defender al Príncipe de Asturias y la bandera española, mientras toleran que el Estado use los impuestos de las autonomías castellanas para pagar sobornos a los separatismos periféricos.

Indignado contra todos los castellanos que babean como energúmenos con la bandera de España (roja y gualda o la tricolor republicana), mientras dan la espalda a la bandera de Castilla e incluso la desprecian.

Indigando de que nos borraran del mapa en 1983 y que casi nadie se indigne por ello.

Indignado de que haya tantos diputados separatistas que no hagan nada por separarse realmente. Nadie les retiene aquí, nadie va a hacer nada si proclaman la independencia de este u otro territorio y nadie les va a echar de menos. Los castellanos hartos de ser ciudadanos de segunda, desde luego, no.

Indignado de que la Generalidad use 900 millones de € procedentes del ICO para sus bonos basura patrióticos, mientras reza el mantra “España nos roba”.

Indignado contra el Concierto Económico Vasco, que este año se embolsará 1800 millones € de las regiones más pobres de España y sobre todo de comunidades castellanas como Madrid, mientras pueblos enteros del Norte y Sur de Castilla se caen a pedazos.

Indignado de vivir en un país con tanto imbécil por metro cuadrado.

Indignado de que la gente se indigne por el fútbol y no se indigne contra la Banca, la Patronal, los sindicatos, la Unión Europea, la despreciable y repugnante clase política española (especialmente los diputados y senadores castellanos), los recortes, la Casa Real y el Gobierno de España sumiso al FMI y a Wall Street.

Indignado de estar siempre indignado contra todo y contra todos.

Pues contra todo y contra todos.

 ¡ARRIBA SIEMPRE CASTILLA!


Medalla de honor…

El pasado 15 de Mayo, festividad de San Isidro, Alberto Ruíz Gallardón recibió de la Alcaldesa de Madrid, Ana Botella (alcaldesa que nadie ha votado por cierto), la medalla de honor de la Villa de Madrid. Ya sabéis que una de las aficiones favoritas de nuestra casta política es el auto agasajo y el auto bombo y que Gallardón es uno de los más representativos miembros de este “club”.

Muchos tenemos fresca en la memoria una de sus frases más repetidas: “la identidad de Madrid es que no tiene”. Algunos diréis que me repito más que el ajo, pero es que esta frase la estuvo repitiendo durante los 8 años que estuvo presidiendo la Comunidad de Madrid. Vamos, que para Gallardón los madrileños no hablaban, no leían, no se expresaban de ninguna de las maneras y no tenían tradiciones. Y todo ello a pesar del evidente significado castellano de la bandera y escudos de la CAM. Quizá por ello lo primero que hizo al llegar a la presidencia de la autonomía madrileña fuera eso, suprimir del logo oficial de la institución los dos castillos, dejando únicamente las 7 anodinas estrellas. Dicen que odiar la tradición y adorar la modernidad es una de las características de las personas de logia. Lo que es cierto es que durante sus 8 años de presidente de la CAM se llevó a matar con un adalid de las tradiciones madrileñas como era José María Álvarez del Manzano, que podrá ser cuestionado por muchas cosas como alcalde, pero que sabía estar,  no recelaba del contacto con los madrileños y dejó unas cuentas perfectamente saneadas en el Ayuntamiento.

Pero donde de verdad ha destacado Gallardón ha sido al frente de la Alcaldía de Madrid. Tras dar por hecho que Madrid iba a ser sede olímpica, mentir a los madrileños al respecto y pasarse 8 años de viajes por medio mundo para promocionar las dos candidaturas olímpicas madrileñas, llegaron sus “mejores logros”. Una deuda de 7.000 millones de euros que tendremos que pagar nosotros, nuestros hijos,  nietos y tataranietos. El 25% de toda la deuda de España la tiene el Ayuntamiento de Madrid, gracias a Gallardón. Y no solo por las famosas obras de la M30, que Madrid no necesitaba ni demandaba. La deuda se debe al despilfarro absoluto y al hecho de gastar a espuertas el dinero que no se tenía. Recordemos que en plena crisis, se compró el Palacio de Correos y Telecomunicaciones por 530 millones de euros y luego se gastó otros 125 millones en acondicionarlo. Al parecer su ego y ambición no cabían en la Plaza de la Villa. Eso sí, el nuevo salón de plenos también gustará mucho en la logia, dado que se ha cuidado mucho el detalle de que tenga forma de ojo que todo lo ve.

Supongo que por tan grandes servicios se debe el que se le condecore, aparte de haber sido nombrado Ministro de Justicia. O quizá también por hacernos pagar dos veces por aparcar. Que era un derecho que los madrileños ya teníamos al pagar el Impuesto de Circulación. O bien por pagar dos veces por la recogida de las basuras. Algo que estaba incluido en el Impuesto de Bienes Inmuebles. O quizá por la brutal subida de todas las tasas en general. Y es que alguien debía pagar los excesos y la megalomanía de este hombre y esos no son otros que los ciudadanos de Madrid. Ciudadanos que en parte tienen lo que se merecen por haberle dado la mayoría absoluta en más de una ocasión, todo sea dicho. Para que luego digan que en democracia los pueblos no se equivocan.


UPyD pedirá en el Parlamento vasco que se retire el blindaje del Concierto Económico

El parlamentario de Unión Progreso y Democracia, Gorka Maneiro, defenderá este jueves una enmienda en la que pedirá que se suprima el blindaje del Concierto Económico al considerar que las normas que lo amparan “refuerzan un sistema injusto e insolidario e impiden su control judicial”.

  • EUROPA PRESS. 02.05.2012

  El parlamentario de Unión Progreso y Democracia, Gorka Maneiro, defenderá este jueves una enmienda en la que pedirá que se suprima el blindaje del Concierto Económico al considerar que las normas que lo amparan “refuerzan un sistema injusto e insolidario e impiden su control judicial”.

  En un comunicado, Maneiro ha informado de que defenderá en la tribuna la derogación de la Ley Orgánica 1/2010 de modificación de las Leyes Orgánicas del Tribunal Constitucional y del Poder Judicial, es decir, el “desblindaje” del Concierto Económico, “por ser esta una ley que refuerza un sistema injusto e insolidario, que desnaturaliza el carácter reglamentario de las normas forales tributarias vascas y que impide su control judicial por parte de los tribunales, vulnerando además diversos preceptos de la Constitución Española”.

UPyD propondrá que esta ley orgánica aprobada en el Congreso de los Diputados se derogue al considerar que “hay razones jurídicas y políticas para plantearlo y defenderlo”. “Las razones jurídicas se resumen en que es una ley claramente inconstitucional, pocos dudan de ello, mientras que las razones políticas se basan en que el Concierto Económico es un sistema privilegiado, insolidario e injusto”, ha indicado.

El parlamentario vasco de UPyD ha añadido que además “el Concierto Económico es un régimen excepcional que provoca desigualdad y el cupo vasco supone una sobrefinanciación para unos ciudadanos respecto a otros ciudadanos”. “Todos sabemos que los Territorios Históricos se han negado siempre a renunciar a la competencia fiscal para residenciarla en el Parlamento vasco, lo que habría sido el camino más lógico para ‘convertir’ esas normas fiscales en leyes”, ha señalado.

En este sentido, ha insistido en que “defenderemos unos principios irrenunciables: la igualdad y la solidaridad frente a la foralidad y a los privilegios económicos invocados por casi todo el arco parlamentario vasco, a excepción de UPyD”.

Para Maneiro, “se trata de denunciar, otra vez, una singularidad anacrónica y antidemocrática que evidencia además una estructura arcaica”. “Es irracional que una comunidad autónoma como la vasca tenga tres políticas fiscales distintas y al margen del control del Parlamento vasco”, ha concluido.

**********

Gracias al Concierto Económico Vasco, esta autonomía ingresará este año y en plena crisis, 1.800 millones de Euros por parte del Estado. Lo que significa que se llevarán 1.800 millones que no se generan en el País Vasco y que se sustraen a otros territorios, como por ejemplo Castilla. Madrid aporta 65.000 millones de euros al Estado y a cambio solo recibe 15.000 millones. Recientemente algunos miembros del PNV han reconocido que la independencia del País Vasco tendría como efecto inmediato su incapacidad para poder pagar las pensiones. A mí me parece estupendo que muchos vascos se quieran marchar. Es más, les animo a ello. La independencia del País Vasco tendría un efecto inmediato en Castilla y es que al menos esos 1.800 millones no se los comería un territorio que lleva tantos años sintiéndose incómodo junto a otros pueblos de España a los que parasita. Las cosas claras y el chocolate espeso, decimos en Castilla. Si ellos tienen fueros medievales para exigir privilegios, nosotros tenemos muchos más y más antíguos. Termino este comentario con el lema del Fuero de Sepúlveda que dice “NADIE ES MÁS QUE NADIE”. ¡Agur!


Repensando en Castilla.

Dice Rajoy que se está repensando “la estructura de los poderes públicos”. Ha explicado que “será preciso arbitrar fórmulas más eficientes de coordinación y reparto de competencias, de eliminación de duplicidades innecesarias, de solapamientos indeseables; con supresión incluso”, ha dicho, “de entidades y organismos que no resistan una prueba objetiva de utilidad o cuyo coste resulte desproporcionado para los ciudadanos”. Si esto lo hubiera dicho otro político, por ejemplo uno honesto y leal, yo hubiera saltado de alegría. Porque esas palabras significarían no solo la desaparición del Senado o la Monarquía, sino de todas las comunidades autónomas castellanas para unirse en una sola. Pero recalco, son palabras de Rajoy y además las ha dicho en el Consejo de Estado, que es un organismo tan inútil como el propio Senado. Por tanto ya sabemos lo que viene, teniendo en cuenta dos cosas: al PP le importa un carajo Castilla y está como loco por pactar este “repensamiento” con el PSOE, partido anti-castellano por antonomasia. Y si no, mirad quien estuvo más activo que nadie en la Transición pidiendo romper Castilla. Sí, el mismo Partido Socialista que luego es catalanista en Cataluña y nacionalista en el País Vasco o en Andalucía, en Castilla es anti-castellano.

El pasado año escribí que esto se iba a venir abajo. Que el modelo autonómico era insoportable y que desde la UE nos iban a ordenar cambiar las cosas. También dije que Castilla no podía permitirse el lujo de perder este último tren. A los hechos me remito. Mariano quiere repensar pero no quiere tocar el mapa. Piensa vaciar de contenido a todas las comunidades castellanas, pero ni por asomo piensa en unificarlas. En Castellano, que si antes éramos ciudadanos de segunda frente a vascos, navarros, andaluces o catalanes; ahora lo seremos de tercera regional. ¿Alguien era tan tonto como para creer que nuestra casta política iba a renunciar a sus poltronas en los parlamentillos autonómicos?. ¿Algún memo pensaba que el Estado iba a renunciar al bocado de los 65.000 millones de euros que le proporciona la Comunidad de Madrid?. ¿Algún descerebrado albergaba en su mente que el PNV y CiU se iban a solidarizar con una Castilla de la que sacan pasta de sus mercadeos, subvenciones y un trato de primera para sus propios territorios?. Como diría un castizo, “ni de coña”. Nos van a pasar por encima como hace 500 años, como una apisonadora. Y ante este panorama muy poco hay que oponer. El Castellanismo político es residual y sigue a lo suyo. Unos buscando fachas bajo las piedras para dar sentido a sus vidas, otros encerrados en sus sedes celebrando diferentes onomásticas moradas (1230, 1521, 1869…) y sin dejar paso a los pocos jóvenes que les quedan. Y luego están esos “aguerridos castellanistas” supercomuneros y superforeros” de Internet que debaten con gran interés si Castilla deber ser independiente o no, si nos trataron mejor o peor en la Transición, si este año se vende o no la camiseta de la selección castellana en Villalar o si el pueblo de la tía Josefina es castellano o portugués. Aguerridos comuneros que desaparecen de la faz de la Tierra en cuanto apagas tu pc. En resumen, el Castellanismo es marginal, en su mayor parte virtual y lo que queda del castellanismo militante vive casi totalmente fuera de la realidad castellana.

He intentado  usar un tono desenfadado para no perderme demasiado en la dramatización, pero la verdad es que la cosa es muy seria. Tan seria como que nos enfrentamos a la definitiva desaparición de Castilla como territorio, identidad, región, ente o como lo que queráis. Somos las últimas generaciones del castellanismo. Tras nosotros no hay nada más. Lo que viene es la barbarie, me decía un amigo hace unas semanas. Y esa barbarie va a comenzar en unas masas miserables e ignorantes que no van a tener identidad y que pasarán por encima de los que queramos defender la nuestra. Masas adoctrinadas y dirigidas desde la sombra por la Globalización, cuyos representantes más cercanos están hoy en el PP, en el PSOE y en las cloacas del Estado. Masas que afirman ser ciudadanos del mundo o de la galaxia y para las que Castilla es poco menos que un reino imperialista y extinto. O nos ponemos las pilas o en breve nos veremos todos los castellanos en los museos de Arqueología.


¡Enhorabuena CAMPEONES!